Líderes con visión catastrófica en tema de maíz, acusa MORENA

CULIACÁN, SIN.- Mientras la presidenta de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado, Graciela Domínguez aseguró que en el tema de las reglas de operación del maíz algunos líderes se están anticipando a una visión catastrófica, el dirigente de la Liga de Comunidades Agrarias, Faustino Hernández invitó a los diputados a que se vayan al surco a sembrar para que vean lo que se siente.

Lo que se ha planteado a las organizaciones representativas de algunos productores, es que hay que esperar a que el Gobierno Federal defina con claridad cuál va a ser la política en la agricultura comercial, señaló la diputada de Morena.

Hasta junio muchas veces se ha pactado el precio del maíz, entonces creo que también se están anticipando de manera catastrófica una visión y una decisión que todavía no se ha concretado.

Reiteró que, aunque se entiende la postura de los productores, no se entiende la actitud de algunos dirigentes de organizaciones campesinas qué bien saben cómo se maneja la dinámica de establecimiento de precios.

Resaltó que es el gobernador del estado quien debe gestionar el tema directamente ante el presidente de la República para que se les brinde una resolución favorable.

Se está revisando, se está en diálogo, distintos actores están involucrados, y yo aquí le reitero el llamado al gobernador, consideramos que es él el que tiene que tratar el tema directamente con el presidente de la república.

Por su parte el dirigente de la LCA y diputado del PRI, Faustino Hernández invito a los diputados a que siembren para que sientan lo que se siente en el surco, y cuánto se invierte para poder producir la tierra.

Aclaró que de ninguna manera se están anticipando ya que si no se aprueba la propuesta de los productores muchos de ellos caerán en cartera vencida.

Insistió que el campo no tiene espera como lo han pedido algunos diputados de Morena y lo que esperan quienes conforman este sector, es un precio base de 4 mil 500 pesos por lo que seguirán demandando que se les apoye.

Reiteró que se debe gestionar más inversión para que el campo tenga más rentabilidad.

“El problema de nosotros es muy fácil, que el gobierno federal siente a los acopiadores y a los industriales y que les diga que va a pagar el precio base de 70 u 80 dólares y se acabó el problema de nosotros”, dijo.
IRENE MEDRANO VILLANUEVA/OEM-INFORMEX