Disfruta Julión Álvarez la vida tras ser acusado de lavado de dinero

MÉXICO.- A un año y cuatro meses de haber sido señalado por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos por presunto lavado de dinero, Julión Álvarez ve más cerca su redención.

De manera que su único propósito para el año que está por comenzar es hacer más música y disfrutar la vida.

“Estamos muy enfocados en poder cumplir con toda la información que se necesite para que seamos liberados de la lista (del Departamento del Tesoro)”, aseguró el intérprete de temas como “Las Mulas de Moreno”.

“Ya se logró (que nos liberaran) de la de aquí, la UIF (Unidad de Inteligencia Financiera de México), tanto a mi persona como a las empresas. Lo que sigue es seguir haciendo música y disfrutar la vida”.

“Eso que se manejó de que caí en depresión no es cierto, ni el hambre se me quitó. Muchas veces me dijeron, ‘Julio, parece que te vale’, (pero) yo sabía que no debo nada, y dicen que el que nada debe, nada teme, aunque no le quito la magnitud al problema. Tiempo al tiempo”, dijo.

“Ese día (de la acusación) yo tenía una fiesta con mis papás, mis amigos. Ellos me decían, ‘Julio, ¿nos vamos?’, y yo les dije que no, que el problema no lo iba a solucionar con cancelar la fiesta. Mis músicos y yo hemos tocado muchas puertas para llegar a donde estamos, no podía doblarme”.

Tras ser relacionado el año antepasado por Estados Unidos como presunto delincuente, el cantante de norteño banda y sus empresas fueron investigadas en México como por la Oficina de Control de Bienes de Extranjeros (OFAC), en EU.

El 10 de julio de este año recibió la notificación de que ya no era objeto de investigación en su País, de manera que sus cuentas personales quedaron liberadas, aunque sus compañías siguen bajo análisis, y la misma situación se da en territorio estadounidense, donde aún no puede tener negocios.

De igual manera, no puede hacer uso de sus redes sociales ni promover sus canciones por medio de disqueras.

Su simpatía es algo que de hecho nunca oculta, pues es una característica que le sale natural en todas partes: en sus conciertos, frente a las cámaras y con sus fans, pero quizá lo que pocos saben es que su gracia la demuestra también a la hora de ver películas, ya que su género favorito es la comedia.

Entre sus citas favoritas, compartió, están No se Aceptan Devoluciones (2013) y Hombres de Honor (2000), aunque esta última es de drama.

Y si se le pregunta por su comida favorita, sin titubear asegura que todo lo que tenga que ver con carne roja y mariscos.

“Soy muy de carnes, mariscos, de todo, ¿se nota?” (risas)

“No hay nada que no me guste, pero si me dicen que prefiero, carne”, enfatizó.

Gustos musicales

J = Antes estaba muy enfocado a solo lo grupero, pero ya son 11 años de carrera como Julión Álvarez y su Norteño Banda y me ha tocado conocer y convivir con diferentes artistas, de diferentes géneros. Mis gustos ahora son muy variables. Escucho desde música electrónica hasta John Mayer, que ahorita es otro de mis favoritos.

¿Qué consejo le darías al Julión de hace 20 años?

J = Que no se raje, que le eche ganas, que todo viene bueno. De nada me arrepiento. (Quizá) de lo único es de no haber sido papá más joven.

Momento de tu infancia a revivir

J = (De niños) éramos una familia muy unida. De desayunar, comer, cenar juntos. Jugar, ir a juntar nances (fruta) después de la lluvia o andar en bicicletas entre los charcos.

¿Con quién te gustaría hacer duetos?

J = Vicente Fernández, Luis Miguel y Los Tigres del Norte.

Y las fiestas decembrinas

J = Mi tradición comienza con la cena, los abrazos, estar en casa. Nos juntamos mi familia y la de Rica (Ricardo, su hermano) y nada más. El platillo favorito de la familia Montelongo integrada por el cantante, tres hermanos y sus papás, es un rollo de hojaldre relleno de carne molida y acompañan también con pasta.

(Información tomada del portal Hoy Los Angeles)