“Acribillado” frente a mirada de testigos

CULIACÁN.- Cuando llegaba a su trabajo para terminar su turno, un empleado de la empresa Alarmex, fue ultimado con ráfagas de “cuerno de chivo”.

A pesar de la intervención oportuna de socorristas de Cruz Roja, el joven empleado falleció por las lesiones que presentó en cráneo y tórax.

El cuerpo fue encontrado en el asiento del conductor de un Chevrolet Spark , blanco con rojo con los logotipos de la empresa.

El cuerpo fue identificado como Miguel “S”.

De acuerdo a la información proporcionada a las 07:50 horas, del martes, el joven conducía el vehículo por la calzada Heroico Colegio Militar y al llegar a la empresa de alarmas fue interceptado por sujetos armados que le dispararon por el costado izquierdo y la parte de enfrente de la unidad.

Después de la agresión los gatilleros escaparon hacia el sur de la ciudad de Culiacán, para no ser detenidos.

Al salir los compañeros de la víctima lograron confirmar que la víctima era Miguel y que ya había fallecido por la agresión que había sufrido.

Los casquillos percutidos se localizaron en el carril de norte a sur de la calzada, los policías de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal cerraron la circulación e indicaron que las unidades fueran desviadas por la avenida Venustiano Carranza.

Peritos de la fiscalía en coordinación de las autoridades armaron la carpeta de investigación y solicitaron que el cuerpo fuera llevado al anfiteatro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *