“Lucho contra tiburones pero seré regidor”

CULIACÁN, SIN.- Carlos Arturo García López, candidato a la presidencia municipal de Culiacán por el Partido Independiente de Sinaloa (PAIS), ubica como a “grandes tiburones de mordida grande” a sus contendientes y asegura que a pesar de ello les ha dado varias tarascadas en la cola a cada uno de ellos.

Reconoce que su partido es de poca estructura, pero sostiene que se van a obtener los votos suficientes para mantener el registro, alcanzar alguna diputación y hacerlo regidor a él en Culiacán.

En la víspera de la campaña electoral por la alcaldía de la ciudad más importante de Sinaloa, García López aclara que para las elecciones de presidente de la República votará por Ricardo Anaya, a diferencia del dirigente estatal del PAIS, Serapio Vargas Ramírez, quien promueve el voto a favor de Andrés Manuel López Obrador.

Del por qué de esa posición encontrada a la de líder de partido, explica que ha observado que la gente que está a favor de López Obrador es gente que no acude a las urnas a votar, y que incluso muchos de sus seguidores ni siquiera tienen credencial para votar.

En los encuentros que ha tenido con seguidores de AMLO, dice que ellos mismos le confiesan que no acuden a votar porque siempre ganan los mismos y que no tiene caso ir a votar.
Esa es la razón, remarca, por la que votará a favor de Ricardo Anaya, de la coalición integrada por los partidos PAN, PRD y Movimiento Ciudadano.

SALIR DE LA LUCHA SOCIAL
Carlos Arturo, quien ya fue candidato independiente a una diputación en los comicios pasados, puntualiza que sigue siendo un candidato independiente, pero que ahora está cobijado por un partido, al que le reconoce que lanzó a muchos candidatos y candidatas que salen de la lucha social.

En el PAIS, reconoce y aclara, es poca la estructura pero la gente que tiene es gente echada para adelante.

Aunque deja entrever que el triunfo está algo lejos, Carlos Arturo confía en tener buena votación, pues comenta que diariamente reciben llamadas telefónicas o mensajes a través de las redes de personas que le informan que son integrantes de un grupo de 10 a 20 personas que están dispuestas a votar por él y que le ayudarán a cuidar las casillas.

SUS CONTENDIENTES
“Ganar es difícil, pero todo puede pasar. Si México le ganó a Alemania, yo le puedo ganar al Chuy Valdés”, expresa, en alusión a que los otros dos candidatos no son los rivales a vencer.
Incluso estima que al candidato de la coalición PAN, PRD, Movimiento Ciudadano y PAS, Robespierre Lizárraga, no le va a ir nada bien.

Y explica: “El PAN está dividido, del PRD es poco lo que queda y Movimiento Ciudadano no pinta”.

Debido a ello, expone que a los militantes de a pie, a los que conservan su doctrina panista, les invita a que voten por él, a sabiendas de que no van a votar por Robespierre Lizárraga, pues están conscientes de que un voto a favor de Robespierre es un voto a favor de (Héctor Melesio) Cuén. “La única opción que le queda al panista pensante soy yo”.

SOBRE CULIACÁN
De los recorridos que ha hecho por colonias en busca del voto, cuenta que ha visto mucha marginación.

“He visto dos Culiacán, el del centro con pavimento, patrullas y con medios servicios, y el Culiacán que no tiene nada, sin pavimento, sin servicio de drenaje pluvial, sin policías. Donde gana el PRI es donde está el voto del hambre, de la miseria, porque se abusa de las necesidades de la gente”.
Algo que no le ha gustado en esta campaña, y que incluso se lo reclamó a todos sus contendientes, es que tan solo en 48 horas “me arrancaron toda la propaganda”, y lamenta que a pesar de haber interpuesto la correspondiente denuncia ante la Fepade, “no pasada nada”.

Por eso, dice: “no confío en las autoridades electorales”, aunque aclara que sí confía en los ciudadanos que le manifiestan su apoyo”.

De la confianza en que tiene de llegar a ser regidor por lo menos, explica que se debe al arrastre que trae el dirigente estatal del PAIS, Serapio Vargas, e incluso se atreve a decir que únicamente con los votos de Serapio se tendría el porcentaje suficiente para ser regidor de Culiacán, e incluso otra regiduría pluri.
JOSÉ ANGEL ESTRADA/OEM-INFORMEX